Ego Sum..

“Una mañana, al despertar, se reconoció el hombre más vanidoso del mundo. Y sintió horror. Mas pronto acudió en su ayuda el deseo ferviente de inmolar su vida a la más alta modestia. Trabajos y días ofrendados a su deseo de perfección hallaron gracia. Y a cada vanidad vencida le nacía el orgullo de la victoria. Y así, fruto de muchas fatigas y arduas labores, llegó a creerse el hombre más modesto del mundo…”
  
Ego, en latín significa YO.

El ego es algo totalmente natural en nosotros los humanos, es incluso bueno en cuanto a que nos ayuda a forjar nuestra personalidad, carácter, experiencias, nos ayuda a tener diferentes percepciones e ideologías y a organizar las ideas. Sin embargo, el ego se sale de control cuando no hay un equilibrio entre saber quienes somos y la preocupación por querer saber que piensan los demás que somos. Cuando es mas importante ser alabado, ser aplaudido, ser tomado en cuenta, caer en gracia, etc., corremos el riesgo de perder el equilibrio y caer en el egocentrismo, en la arrogancia y la prepotencia.

Cuando una persona tiene un ego exacerbado suele tener dificultad para conectarse intima y satisfactoriamente con los demás. En otras palabras, le cuesta entender un ego que no sea el suyo.  Esta
persona es así porque su ego busca satisfacer sus propias necesidades y motivaciones, perdiendo de vista al mundo exterior, lo que casi siempre puede afectar a las personas que le rodean, como la pareja, los familiares, amigos, compañeros de trabajo, etc.
Cuenta la historia que Narciso fue a la fuente a tomar agua, y quedó tan enamorado de su reflejo en el agua, que nunca mas pudo despegarse de la fuente. Desde entonces, el termino “Narcisista” se emplea para describir a aquellos que se vuelven ellos mismo objetos de deseo, que en vez de desear a otros, se desean a si mismos y su Yo se configura de acuerdo con la libido que circula en su propia imaginación, solo les importa lo que los demás piensan u opinan de ellos. Por eso se les llama egocéntricos.

Quien no ha tenido un amigo que siempre “se las trae”, el mas comparon, el mas buenon, el que quiere ser siempre admirado? O un familiar que todo lo sabe, que siempre tiene la razón, que siempre opina (Roma locuta, causa finita). Cuando es un amigo o amiga no es tan mala la cosa, pero cuando tu pareja es así, la cosa se pone fea, puesto que la relación se centra en uno solo, desaparecen los objetivos en común, y solo se toman en cuenta las decisiones del Yo dominante.

En mi caso cuando por ejemplo, me dicen alabanzas o me aplauden, me felicitan o escucho lisonjas sobre mi persona, tiendo a aceptar lo que escucho, mas no me lo creo.
A nuestro ego le encanta etiquetar a otras personas y siempre quiere sentirse superior a los demás. Es el responsable de la ambición, el protagonismo, la envidia, la prepotencia, etc. Este yo interno se encarga de exaltar nuestra personalidad de forma exagerada hasta que nos sentimos el centro del universo, sentimos que todo tiene que girar a nuestro alrededor, para él lo único importante somos nosotros.

La etapa mas importante del ego, donde se acrecienta o se controla es la infancia y la pubertad. Depende de nosotros los adultos que los niños se vuelvan monstruos o personas normales.  Por ejemplo, un niño que se cree mejor que otro, que no comparte, que se burla de los demás, que se cree rico, que es exaltado por encima de los otros, corre el riesgo de volverse un egocéntrico.

Para aprender un poquito mas del ego quiero compartir contigo la clasificación o categorías del ego, de acuerdo a Iván Duran, autor del libro: El Ego:


Ego SABELOTODO: Es aquel ego que siempre cree tener la razón, le gusta dar consejos sobre todo, siempre contesta aunque no sepa, cree tener respuesta para todo, no se puede quedar callado. 

Ego INSACIABLE: Es el ego “centro de mesa”, no le gusta pasar desapercibido, hace cualquier cosa para llamar la atención. 

Ego INTERRUPTOR: Su necesidad de auto referencia es tan fuerte que interrumpe permanentemente, nunca deja que los otros terminen de hablar. 

Ego ENVIDIOSO: Es el que no soporta los triunfos y éxitos de otros. Degrada a los que cree que son mejores que él. 

Ego PRESTIGIOSO: Es el ego que busca aplausos, reconocimiento y admiración en todo lo que hace. Siempre quiere ser el mejor. Frecuentemente les dice a los demás: “te lo advertí”, “yo sabía”, “te lo dije, pero tú nunca me escuchas”, etc. 

Ego JINETE: Se monta de lo que dicen otros. Se aprovecha de los datos de los demás para su propio beneficio. Saca partido de lo que otros dicen para estructurar sus propias intervenciones. Es copión y usurpador. 

Ego SORDO: Nunca escucha, le gusta hablar sólo a él, habitualmente finge escuchar. 

Ego MANIPULADOR: Es aquel ego astuto que siempre se las arregla, ya sea tergiversando, acomodando, engañando, mintiendo o justificando para que las cosas resulten siempre a su favor. 

Ego ORGULLOSO: Es aquel ego competitivo, discutidor, que no le gusta perder. 

Ego PREMENTAL (silencioso): Es aquel ego que calladamente tiene un discurso paralelo, es criticón, hipócrita y enjuiciador. 

“Jamás perderás tu conexión, siempre y cuando te pares en la humildad de tu corazón y no en la soberbia de tu ego”

Feliz dia!
Virgilio Santana Ripoll

No hay comentarios: